Trifulca en escuela

el

Trifulca en escuela

Padres pelean custodia de 3 menores en la primaria artículo 123.

 

Martín Cruz

Nanchital, Ver.

 

Un conflicto entre padres de familia culminó casi en una trifulca, luego de que una madre de familia identificada con el nombre de Wendy Yaret Betancurt, acompañada de familiares, se presentó en la escuela Artículo 123 presidente Juárez a la hora de la salida para exigir le fueran entregadas sus dos hijas luego de que un juez le concediera la custodia definitiva.

Ahí también se presentó el padre de las menores y se enfrentó con su ex pareja, en medio de gritos y jaloneos ante la mirada de cientos de padres de familia y alumnos a la hora de la salida escolar, por lo que tuvo que intervenir el supervisor escolar Félix Vargas Juárez, quien solicitó los documentos legales donde la menor debía ser entregada a la madre por indicaciones del juez.

Luego de que la madre recuperó a sus hijas, se trasladó al domicilio del padre en calle Prolongación de Lázaro Cárdenas en donde se encontraba su menor hijo de 4 años, de modo que solicitó la intervención de la Policía Naval.

“En la escuela primaria Artículo 123 pude recuperar a mis dos hijas, para ello mostré el documento legal donde un juez ordenó se me entregaran a las niñas; esto fue tan rápido, mi ex marido y su mamá tienen a su favor un depósito de menores por lo tanto se negaban a que yo me acercara a mis hijas, es decir, a que las visitara” explicó Wendy Yaret Betancurt.

“Desde hace cuatro meses que yo no veía a mis hijas, pero debido a la resolución que emitió el juzgado octavo de Coatzacoalcos es que pude recuperar a mis tres niños, las dos niñas en la escuela, pero el menor de 4 años permanece en el domicilio de su padre Álvaro Acevedo Hernández” señaló.

Acusó al padre de maltratar a sus hijos, ya que los mantenía encerrados por lo que únicamente a la hora del receso escolar es que podía ver a sus dos hijas, quienes le comentaban que en casa las dejaban solas, pues la depositaria Mirna Lidia Hernández, salía de casa a arreglar sus asuntos personales o a trabajar.

Agregó que en caso de que su hijo menor de 4 años no le fuese entregado, el padre estaría entrando en desacato ante la orden del juez, por lo que tendrían que intervenir las autoridades competentes.